mayo 29, 2019

Yo quiero bailar

Recientemente, estaba yo en uno de esos atascos “maravillosos” que se forman en Madrid, parada en un semáforo, y a mi izquierda había una escuela de baile, donde los niños se divertían y aprendían a bailar; yo podía verlos desde la calle. Y de ahí viene el título de este artículo.
Cuando nos hacemos mayores, la sociedad espera de nosotros que hagamos lo que se supone que debemos hacer: tener un trabajo «normal», una familia «normal», una casa,… Parece que nuestros sueños y nuestras ilusiones ya no importan a nadie. Solo quieren borregos que hagan lo que la sociedad dicta. Y la vida no es, o no debería ser así.

Lee el artículo entero en mi libro:

Mi libro